El fernandino que atacó a su familia en España lo hizo durante un brote psicótico

Psicólogos que atendieron a las víctimas determinaron que no fue un ataque basado en violencia de género

Marcelo Méndez, el fernandino que apuñaló a su esposa y a sus dos hijos en la localidad de Alcoy, en España, lo hizo durante un brote psicótico, según identificaron los psicólogos que atendieron a las víctimas, Fernanda Martínez de 43 años, su hija de 12 años y su hijo de 6.  
Medios españoles informaron que los profesionales descartaron que el agresor, quien se quitó la vida tras el incidente, “estuviese movido por una actitud machista”. Según exponen diferentes medios de prensa de ese país, el ataque basado en violencia de género fue razón de varias manifestaciones en los últimos días.
La vocera de Psicólogos Sin Fronteras Alicante, Teresa Marín, detalló a la agencia de noticias EFE que Méndez no tenía antecedentes por malos tratos, consumo de drogas o alcohol, y añadió que “toda su familia y allegados coincidieron en que era un excelente padre y un buen compañero de trabajo”.
Por otro lado, el medio español La Razón informó que la psicóloga explicó que el agresor “era una persona perfectamente integrada, que trabajó 10 años conduciendo ambulancias de pacientes oncológicos pediátricos” y que añadió que el ataque se habría producido durante “un brote psicótico probablemente agravado por el trauma del confinamiento, que pudo generar en él un miedo absurdo pero obsesivo, por las posibles consecuencias de la pandemia para su familia”.

El hecho
El incidente se dio en la casa donde la familia habitaba, un edificio ubicado en el centro la ciudad de Alcoy, en Valencia. El fernandino, que estaba radicado en España desde hacía ya un año atacó primero a su hija de 12 años, sin razón aparente; luego a su esposa y una vez que intentaba abandonar el hogar, atacó al hijo menor, con quien se cruzó en la puerta. La suegra del agresor, que también se encontraba en el hogar no fue herida.
Una vez que Méndez atacó a su familia, abandonó el edificio que ya estaba rodeado por policías, tras el pedido de auxilio de su esposa. Al encontrarse rodeado por las autoridades, el agresor se apuñaló en el corazón, muriendo inmediatamente en el lugar.