Los acreedores del grupo chileno Enjoy, propietarios del complejo hotelero de la parada 4 de la playa Mansa de Punta del Este, tienen hasta el próximo 14 de agosto para responder a la propuesta de reestructura la deuda estimada en más de 400 millones de dólares. Los hasta ahora principales accionistas de la firma, la familia Martínez y un fondo de inversión de la administradora norteamericana Advent aceptaron una fuerte reducción en su participación accionaria hasta llegar a una mínima expresión. Esa reducción accionaria forma parte de la propuesta de viabilidad y reestructuración elaborada por los tenedores de bonos emitidos por la firma chilena de entretenimientos.
La propuesta conocida en los últimos días, según informaron varios medios trasandinos, permitirá inyectar recursos frescos a la empresa.

Porcentajes
Sucede que la deuda de los denominados bonistas valistas superior a los 400 millones de dólares, si se aprueba la propuesta, se convertirán en acciones de la empresa. “Por lo anterior, Advent quedaría con alrededor de un 3,5% de la nueva Enjoy y los Martínez con el 2,6%, aproximadamente. De esta forma los nuevos mayores accionistas serán EuroAmerica y Penta Vida. La primera firma, ligada a la familia Davis, alcanzaría en torno al 25% de la propiedad, mientras que la aseguradora relacionada a la familia Délano y Lavín con alrededor del 15%, indican conocedores de las tratativas”, sostuvo el medio El Diario del Juego, especializado en temas de casinos y otro tipo de apuestas. “Para lograr todo esto es necesario pasar la valla de la votación de los acreedores, quienes tienen cita para dirimir esta propuesta de acuerdo de reorganización judicial el 14 de agosto”, informó el mismo medio.
“Hay dos grupos de acreedores, los de la deuda garantizada -en dólares- y el de los valistas -quienes tienen la tenencia de los bonos nacionales de la compañía-. EuroAmerica y Penta Vida completan alrededor del 40% de la deuda valista, mientras que Moneda Asset Management posee casi el 50% de la deuda garantizada”, continuó en una nota publicada este lunes. Mientras la deuda valista se convertirá en acciones, la garantizada se reprogramó a un plazo de siete años, propuesta que tiene que ser revisada por el juez que lleva el caso en el Tribunal de Bancarrota del Distrito Sur de Nueva York. EuroAmerica contrató en este proceso como asesor legal a Claro y Cia. y como asesores financieros a Asset Chile, firma que coordinó a Penta Vida y Moneda Asset Management. Entre todos elaboraron la propuesta que ahora terminó por aceptar Enjoy y que propondrá a los acreedores en agosto.

Tensa espera
Estas negociaciones generan una gran expectativa en la zona donde se aguardan las definiciones del otro lado de la cordillera ya que la salida del concurso liberará fondos que permitirán llevar adelante el proceso de apertura.