Personal del grupo PADO detuvo a Gerardo Alexis Evora Rodríguez, de 24 años en Pueblo Obrero después de ver que una moto marca Yumbo, sin matrícula, salía a alta velocidad de una casa en dirección a Piriápolis.
Luego de una persecución el conductor de la moto cayó al pavimento y mientras intentaba darse a la fuga fue detenido en el lugar. Llevado a la justicia se lo condenó como autor de dos delitos de receptación en reiteración real, con un delito de porte de arma de fuego. Ahora deberá cumplir una pena de dos años y dos meses de penitenciaría.
Una vez detenido se pudo constatar que en un morral llevaba dos armas de fuego con municiones, una era un revolver calibre 38 y la otra una pistola calibre 22; también tenía consigo una balanza de precisión, un cuchillo, un cargador de celular, sustancias estupefacientes y $ 11.360.

Disparos
Por otro lado, en la ciudad de San Carlos un hombre de 42 y otro de 40 años identificado como Leonardo Fabián Álvarez Varela, fueron formalizados por la presunta comisión de un delito de tráfico interno de arma de fuego. La Policía tomó conocimiento de que en una parcela ubicada en el camino vecinal Jauregui, que comunica la Escuela Nº 33 con la ruta 39, se habían escuchado varias detonaciones de arma de fuego. Al llegar al lugar se intervinieron varios vehículos.
Después de inspeccionar la finca se incautó un arma de fuego, rifle calibre 22. Como medida cautelar se dispuso que uno de ellos realice arresto domiciliario nocturno por 90 días, el otro deberá fijar domicilio y presentarse una vez por semana en la Seccional Policial durante 60 días.