Crimen en Maldonado Nuevo: la policía no cree que el joven asesinado haya llegado al lugar para comprar un perro

“Hay muy buenos criadores de perros en San José. No vale la pena venir hasta acá para comprar un perro”, ironizó una fuente policial

La Policía no cree en la versión aportada por la pareja del joven de 22 años ultimado de un disparo en el abdomen durante un confuso episodio registrado en la tarde del sábado en una finca de la calle José Briosso del barrio Maldonado Nuevo.
Según la mujer de 23 años, ambos llegaron a ese lugar desde el departamento de San José donde viven con el objetivo de comprar un perro.
Esto no cierra a los investigadores para quienes el crimen fue cometido en el marco de un negocio de estupefacientes que salió mal a partir de una “mejicaneada” de una a otra parte, no se sabe cuál, para quedarse con la droga en disputa.
“Hay muy buenos criadores de perros en San José. No vale la pena venir hasta acá para comprar un perro”, ironizó una fuente policial.
El joven maragato identificado como Axcel Nahuel Carballo Moreno, poseedor de un antecedente por rapiña llegó al lugar donde funcionaba una boca de drogas regenteada por la banda más importante del barrio Maldonado Nuevo. Allí recibió el disparo que acabaría con su vida. La mujer en cambio mantiene su versión de la compra del perro.

Armas y sospechoso
Según consignó Correo de Punta del Este en su edición de la víspera, la mujer del joven asesinado advirtió por la línea de emergencia 911 de lo ocurrido en una vivienda del barrio Maldonado Nuevo donde su pareja había sido herido de un balazo. Distintos móviles de URPM, de Guardia Republicana y del PADO se constituyeron en el lugar. Uno de esos móviles trasladó al joven herido al hospital “Elbio Rivero” de la ciudad de Maldonado. Los restantes efectivos efectuaron una revisión en el lugar del ataque. Uno de los efectivos policiales descubrió que en uno de los techos se encontraba escondido el morador de la vivienda. En su primera versión el detenido descartó su participación en el ataque y dijo no tener ningún tipo de conocimiento de lo ocurrido en la vivienda.
En la misma inspección los efectivos actuantes hallaron en el techo una escopeta calibre .12 y una pistola 9 milímetros. Las armas fueron derivadas a la Dirección Nacional de Policía Científica para los correspondientes peritajes.
En el lugar se hizo presente el Sr. Jefe de Policía Crio Mayor Erode Ruiz, el comando de la Jefatura, el encargado de homicidios y de Policía Científica.
El hecho se encuentra bajo la órbita de la Dra de Fiscalía Letrada de 2do turno.

Al cierre de la presente edición la Jefatura de Policía local informó que el hombre que fue detenido cuando se escondía en el techo de la vivienda, de iniciales R.E.P.T, fue formalizado por Negociación de sustancias estupefacientes en régimen de reiteración real con un delito de Tráfico interno de armas de fuego y municiones, en calidad de autor, y como medida cautelar la prisión preventiva por el plazo de ciento veinte días.

DEJA UNA RESPUESTA

Escriba su comentario
Ingrese su nombre