En las últimas horas fue condenado, Eduardo Fabián Navarrete Silverio, de 42 años y poseedor de antecedentes penales, en el marco de la operación “Ktulu”, llevada adelante por la Brigada Antidrogas y la fiscalía, con el apoyo de otras unidades de la policía. En diciembre se realizó un allanamiento en una vivienda de las calles Alberto Caracara y José Bivar, en Maldonado Nuevo, donde funcionaba una boca de venta de drogas, en el que fueron detenidas dos mujeres y tres hombres, quienes resultaron posteriormente condenados. En el allanamiento, además, la policía incautó restos de sustancia vegetal y de sustancia blanca, restos de bolsa de nylon que contenían monedas, un bolso de mano con dinero en efectivo y papeles, una balanza de precisión y varios teléfonos celulares.
Fabián Navarrete, familiar de algunos de los detenidos, estaba requerido desde entonces, y fue atrapado el pasado sábado por personal del PADO cuando se desplazaba por las calles Libertad y Miguel Martínez con 128 gramos de “sustancia blanca” en su poder. Llevado ante la justicia fue condenado como autor penalmente responsable de dos delitos previstos en el art. 31 del decreto ley 14.294, en la modalidad de tenencia no para consumo y en régimen de reiteración real (art.18, 54 y 60 numeral 1 del CP y art.31 del Dec. Ley 14.294), a la pena de 3 años de penitenciaría de cumplimiento efectivo, con descuento del tiempo de detención que hubiere sufrido.