El ombú más viejo del viejo mundo tiene ascendencia uruguaya

El ombú sirve para poco; además de sombra y criadero de pájaros, a los uruguayos nos da el mejor escenario para una mateada. Eso alcanza para nuestra actitud reverente. ¿Cómo se explica el mismo sentimiento entre europeos?

 

Por Alberto Moroy

En la portada un ombú sevillano de quinientos años cuyos ancestros serian uruguayos y su padrino Hernando Colón, el hijo bastardo de Cristóbal Colón. La nota de hoy está relacionada con dos ombúes que cumplirán 500 años, posiblemente los más viejos del mundo (certificados por la historia). Sus semillas muy probablemente fueron recogidas en las cercanías de la bahía de la actual Montevideo. Para ese entonces bahía del rio San Christofano (*) nombre dado por la expedición de Magallanes y según los lugareños de Sevilla, traídos por Ocasio Alonso, un marinero de la expedición que sobrevivió y fueron llevadas al puerto San Lucas de Barrameda por la nao Victoria, el 6 de septiembre de 1522. Luego sembradas por Hernando Colón en su “arboretum” gigante con más de tres mil especies, al borde del rio Guadalquivir, donde hoy quedan solo dos o tres en las proximidades.

La actual bahía de Montevideo entra en la historia
(*) “Y desde los veinte grados de latitud sur, navegamos 1500 millas al Sudoeste donde encontramos el río (Rio de la Plata) que tiene 108 millas de la boca, que está en 35 grados latitud sur, y que bautizamos con el nombre de “Río de San Christofano”, donde permanecieron una semana y, tuvimoa que “huir de los antropófagos” (según Pigafetta), que poblaban la actual costa de la bahía. Fernão de Magalhães nacido en oporto Portugal, miembro de la nobleza portuguesa “tal vez fue quien bautizo” con el nombre a Montevideo (Monte Vide Eu). En la expedición financiada por alemanes y flamencos, viajaban 40 portugueses

Posible origen metafórico del “Río de San Christofano”
Sin dudas todo un hallazgo el nombre Christoforo para denominar al Rio de la Plata, de hecho significa en griego, “el que lleva a Cristo “. Así, la leyenda habla de un cananeo, para algunos un gigante cinocéfalo en la tierra de los cananeos (los “canes” de Canáan en el Nuevo Testamento), que era barquero en un río

¡Imagínese el escenario!
Cinco naves en la Bahía de Montevideo, 240 hombres realizando diversas tareas, los mas procurándose de alimento como lobos marinos que los había bastantes, sobre todo en las cercanías de la actual cancha de Rampla Juniors o en la isla Libertad y quizás nutrias aunque son muy esquivas entre los pajonales. Otros pescando, y esquifes o alguna chalupa (8 m. de eslora) cargando agua en pipas que hacían rolar por la arena hasta embarcarlas en los en las cercanías del Arroyo Miguelete. Tal vez en esa zona fueron recolectadas las semillas de Ombú. Quizás el portugués Fernão de Magalhães al servicio de España, pudo ver este escenario oteando el horizonte en el cerro de Montevideo, el que seguro visitó durante la semana que estuvieron fondeados aunque la historia parece haber olvidado.

Las naves de Magallanes ¡Solo le falta el Cerro de Montevideo como telón de fondo!

 

El ombú
Es originario de las zonas sub-tropicales de América del Sur, con una distribución que incluye el sur de Brasil, Paraguay, Uruguay y Argentina, donde se extiende por las provincias de Salta, Tucumán, Formosa, Chaco, Misiones, Corrientes, Entre Ríos y NE de la provincia de Buenos Aires. El nombre es de origen exótico o no-guaraní, aclarando también que la parcialidad guaraní mbya lo designan como yvyra yvypy guachu (árbol con tronco de base extensa) Los uruguayos tenemos el bosque de ombúes más grande del mundo en la laguna de Castillos, otro bastante más chico en la base del cerro Arequita En Argentina hay dos mas aunque chicos uno en Victoria Entre Ríos. En Castillos Valizas, en la costa norte de Laguna de Castillos, hay muchos ombúes agrupados, en menor cantidad que el de la orilla sur de la laguna.

¿Será el hornero su propagador?
Probablemente los pájaros fueron quienes regaron sus semillas, antes no había ganado, ni caballos, además las semillas son toxicas (no para las aves). La utilidad para pueblos nómades como los “UMBU” (pre guaranicitos) parecen poco viable, eran nómades. El ave más probable que además coincide con ser barrero, omnívoro, comer del piso y anidar sobre los ombúes, además de habitar la misma región, es el hornero

El Monte de ombúes de Victoria Entre Ríos Arg.
El Monte de los Ombúes, ubicado en las afueras de la ciudad entrerriana de Victoria, al pie del Parque del Cerro de la Matanza, es, debido a lo extraordinario de su formación boscosa, un atractivo notable que resulta una rareza mundial con 40 ejemplares de más de 400 años.(??) Asimismo tiene una riqueza histórica innegable, en tanto que a mediados del siglo XVIII, se libraron batallas en las que minuanos, chanáes, timbúes y charrúas resistieron la conquista hasta su exterminio.

El monte de ombúes de Castillos Rocha
Rodeando la Laguna de Castillos, se encuentra la agrupación más grande de ombúes en la región del Plata, y posiblemente del mundo, el Monte de Ombúes se extiende por una franja de 20 km, al este del Uruguay. Ahora después de leer esta nota tambien podrá sumar los de Sevilla. Para certificar temeraria afirmación tendrán que leerse toda la nota y al final aparece el nexo que las une y que por lo visto nadie reparó.

El Monte de los Ombúes, de Victoria (Arg.) / Ídem Valizas ROU

Expedición de Magallanes en Rio de Janeiro y Montevideo
La expedición de Magallanes llegó el 13 de diciembre a “una bahía muy grande que llamaban los portugueses en la costa del Brasil, la bahía de “Género..”, donde pasaron el día de Navidad. Desde aquí empezaron a navegar costeando el continente, alcanzando el 14 de enero de 1520 el Río de la Plata, donde estuvieron una semana recorriendo su Bahía y alrededores (Montevideo).

Una adenda
El ombú florece entre la primavera y el verano, fructificando entre noviembre y enero, rango que coincide con la visita a la bahía de Montevideo de la expedición de Magallanes. Tanto en Rio de Janeiro como en el sur Argentino (San Julián) dos de las escalas del Viaje de Magallanes (1519-1522), probablemente no hayan existido el ombú, no era su hábitat .Todos los ombúes de Sevilla, de esa época, incluso el de la casa de Colon y otros parecen proceder del mismo origen: la bahía de Montevideo

Porque otros adelantados no
Solis llegó en 1516 fecha temprana en relación a cuando los sembró el hijo de Colón. El viaje fue muy accidentado para su tripulación como para que volvieran con semillas de Ombú. Gaboto ancló en 1526 en el cabo de Santa María (actualmente Punta del Este) regresando a España en 1530 El ombú de Colón ya estaba plantado en su casa de Sevilla para 1529. Las crónicas nombran a Ocasio Alonso como el que las trajo.

Vuelta a Sevilla de la nao Victoria
Llegaron un sábado de luna llena, del 6 de septiembre de 1522 en la “nao Victoria” a Sanlúcar de Barrameda después de la vuelta al mundo. Dos días más y 70 km rio arriba (Guadalquivir) el barco remolcado por remeros arribó al muelle hispalense de Las Muelas (2000 m. abajo de la casa de Hernando Colon, donde tenía el vivero), listo para pasar los registros administrativos de la Casa de Contrataciones Con Pigaffeta, Ocasio Alonso (marinero) fueron dieciséis de los supervivientes que regresaron de las Molucas en la nao Victoria y de los retenidos en Cabo Verde.

En la portada el Ombú de Colón (*), en la Cartuja de Santa María de las Cuevas de Sevilla, cerca de cumplir quinientos años “Quienes conozcan la Cartuja de Sevilla seguro que habrán visto en sus jardines, muy cerca del monumento a Cristóbal Colón, un gran árbol, muy frondoso y con un tronco enorme; (relato reciente) “yo, cuando lo vi me quedé maravillada ante su grandiosidad y belleza, y no ha sido hasta unos años más tarde que me enteré de su nombre: Ombú. Según se cuenta, en este monasterio fundado como tal en 1399 por el arzobispo Gonzalo de Mena fue donde pasó varios años de su vida Cristóbal Colón, preparando sus viajes a América, donde se supone que donó las semillas su hijo, Hernando Colón, pese a que nunca viajó a Sudamérica.

1 COMENTARIO

Comments are closed.