En el marco de la ceremonia de ingreso de veinte oficiales a la Armada Nacional, a la que asistió el presidente Luis Lacalle Pou, el ministro de Defensa Nacional, Javier García, destacó que el número de postulantes para ingresar a la Escuela de Aeronáutica experimentó un fuerte aumento, del orden del 104% con respecto al año 2020, fenómeno que se repite en el resto de las escuelas militares. El número de inscriptos es de 178 (154 hombres y 24 mujeres).
En tanto, en la Escuela Militar, el incremento respecto al año pasado es del 26%, una tendencia que reafirma el proceso de aumento registrado en 2020 (50% comparado con 2016). Este año la cantidad de aspirantes alcanzó a 340 (246 hombres y 94 mujeres), si se considera el Cuerpo de Comando y el Curso de Apoyo y Servicios y Combate. El año pasado se postularon 278 personas.
“Es un número importante, que habla de un avance de la jerarquización que tiene la profesión militar dentro del espacio académico. Es una opción que crece en la consideración y en la elección que tienen muchos muchachos para adoptar. Está vinculado con el trabajo de cercanía con la sociedad civil”, dijo García.

Cupos limitados
El jerarca explicó que hay un proceso de selección académica y física, porque los cupos son limitados, y agregó que se están flexibilizando los criterios para ingresar. En ese tenor, recordó que se eliminó la enfermedad celiaca como una limitación y que se creó una comisión técnica, integrada por epidemiólogos, infectólogos, médicos laboristas y abogados, para analizar todas las condiciones, establecidas desde muchos años atrás.
“Que el HIV positivo sea una limitación para estudiar cualquier carrera es absolutamente anacrónico y discriminatorio. Yo tomé la decisión, en noviembre, de eliminar esa condición como circunstancia negativa para ingresar, al personal subalterno y de servicios de las Fuerzas Armadas”, ejemplificó el ministro.
García recordó que las Fuerzas Armadas han estado junto a los ciudadanos y, en especial, a los uruguayos con más necesidades, abriendo las unidades militares para que tuvieran un plato y una cama caliente en el invierno, instalando tiendas de campaña en hospitales, repatriando uruguayos y cuidando las fronteras.

Fuente: presidencia.gub.uy