Punto final: TCA volvió a fallar a favor de la IDM en litigio por demolición de casas de Punta de Colorada

En noviembre del año pasado el Tribunal de lo Contencioso falló también a favor de la IDM en un dictamen en el que compartía lo expresado por la Procuradora de Estado Adjunta

“Un Estado de Derecho no solo debe reconocer a los justiciables el debido acceso a la tutela jurisdiccional efectiva, sino también, y no menos importante, debe asegurarles el derecho a que exista un punto final en los procesos que impida la renovación eterna de los mismos, pues ello también atenta contra las bases más profunda de una democracia”, señala el fallo del Tribunal de lo Contencioso Administrativo sobre el pedido de apelación presentado por la familia González contra una decisión del juez Federico Rodríguez de archivar el pedido de suspensión de la demolición de las casas ubicadas en la faja costera de Punta Colorada. Se pone fin así a un litigio que llevaba treinta años.
La directora de Asuntos Legales de la IDM, Adriana Graziuso explicó que durante todos estos años la intendencia buscó recuperar la tenencia de este padrón entre procedimientos administrativos y jurisdiccionales. “El TCA reconoce en su último fallo que todo debe tener un punto final a los efectos que no se acepten más procesos para evitar continuar sobre el mismo tema. Tal es así que las sentencias reafirman el final de los procesos judiciales, algo que se ve reflejado en dos sentencias dictadas este lunes y que impiden la continuidad de estos procesos eternamente”, sostuvo la jerarca.
Lo hace a través de la resolución número 28, que hace referencia a demolición de las casas y la otra, la número 27, que hace referencia a los embarcaderos(boteras) ubicadas también en Punta Colorada.
Para Graziuso se reconoce la naturaleza pública de dichos padrones, algo que ya había sido reconocido por el TCA y el Poder Judicial en varias instancias.

Fallos y resoluciones
En noviembre del año pasado el Tribunal de lo Contencioso falló también a favor de la IDM en un dictamen en el que compartía lo expresado por la Procuradora de Estado Adjunta y no hacía lugar a la suspensión de la ejecución de la demolición como habían solicitado quienes se adjudican la propiedad de las casas emplazadas en la faja costera de Punta Colorada.
Indicaba en ese momento que las viviendas, cuya demolición se intimaba, son de utilización temporaria, dado que los comparecientes tienen sus domicilios reales en Montevideo y Punta del Este, así como tampoco se pudo acreditar el valor histórico de las construcciones, no aportando pruebas en ese sentido.

La sentencia en primera instancia del juez Federico Rodríguez sobre la acción de amparo para evitar la demolición, con fecha 16 de noviembre de 2023, fue la sexta sentencia consecutiva a nivel judicial donde se determinó que los padrones son de dominio público.
El magistrado citó en su sentencia 235/2005 del 11/5/2005 del TCA, la de la Suprema Corte de Justicia n° 742/2014 del 18/8/2014, la sentencia de segunda instancia del Tribunal de Apelaciones en lo civil de 6to turno N° 137/2013, la número 222/2021 del Tribunal de Apelaciones en lo Civil de 1er Turno, así como la sentencia 39/2021 del Juzgado letrado de Maldonado de 6to turno, a lo que se suma la reciente sentencia del magistrado.
El fallo de este lunes cierra nueve resoluciones a favor de la IDM en este tema.