En horas de la madrugada de este lunes la policía tomó conocimiento sobre un hurto en un restaurante de la calle Ventura Alegre. Los policías que llegaron al lugar vieron una ventana rota y al acercarse a ver las cosas más de cerca lograron ver a Matías Alberto Sequeira Díaz, de 35 años de edad y poseedor de antecedentes penales, que se encontraba escondido entre unos cajones. Fue detenido y revisado: tenía dinero entre su ropa. Marchó a dependencias policiales donde se informó a la fiscalía y luego de la instancia judicial fue condenado a tres meses de prisión como autor penalmente responsable de un delito de hurto en grado de tentativa.