La doctora Ana Vernengo, presidente de la Unión Médica de Maldonado, informó a Correo de Punta del Este que hace varias semanas el gremio, que forma parte de la Federación Médica del Interior (FEMI), se reúne para discutir qué medidas tomar ante el progresivo aumento de casos de coronavirus. “Solamente depende de nosotros y las medidas que cada uno pueda tomar. Un mate menos, una reunión compartida menos, usar todas las medidas de higiene. Queremos volver a lo mismo, machacar sobre las medidas responsables para detener este crecimiento exponencial que se ha dado de forma tan vertiginosa en los últimos meses.

De afuera
“En el verano van a estar viniendo personas a vacacionar y ahí la situación se puede poner un poco más complicada, porque estas personas pueden eventualmente venir contagiadas, y eso podría aumentar el número de casos del departamento”, comentó la doctora, quien explicó que en el sindicato médico preocupa el contagio de la población y del personal de la salud, que son quienes están expuestos a cargas virales más altas. “El personal médico es parte de la población, o sea que también nos podemos contagiar y así habrá menos gente para atender en los sanatorios, al margen de que nosotros, por nuestra profesión, estamos bastante más expuestos porque nos enfrentamos de forma directa a los casos de Covid. No es lo mismo contagiarse con una persona que pueda hablar contigo a una cierta distancia, pero con tapabocas, que tener que entubar directo a una persona contagiada, ahí el medico está expuesto a una carga viral mayor y eso es lo que nos enferma en forma más grave”, enfatizó.
Desde el gremio se apela a la conducta responsable de la población. Vernengo insistió en que se deben volver a tomar las medidas responsables que se impusieron en los primeros días de la llegada de la pandemia al país, como el distanciamiento social, el uso de tapabocas, el lavado frecuente de manos y la desinfección de objetos como calzado o compras.

Trabajo y cuidados
No cuidarse, enfatizó la doctora, podría afectar el trabajo del personal médico y también el de muchos trabajadores del departamento que esperan la llegada del verano “para hacer su progreso económico”. “En la medida en que no nos cuidemos cuando vacacionemos esa gente se va a ver perjudicada, porque nos van a empezar a poner en cuarentena y los negocios no van a poder ser atendidos”, añadió.
Vernengo recordó que, en los meses invernales, cuando se presentaban los primeros casos de Covid – 19 “tuvimos excelentes resultados, nuestro país dio la vuelta al mundo como campeones frente a la pandemia de Covid”. Es por eso que desde la Unión Médica de Maldonado “le rogamos a la población que volvamos a esa situación, para detener los contagios y hacer el último esfuerzo” indicó y añadió que las campañas de vacunación que se están implementando ya en varios países no tardarán en llegar a Uruguay. “El esfuerzo que estamos pidiendo es el último, estos dos últimos meses”.

Crecimiento vertiginoso
Sobre las camas de CTI ocupadas la doctora explicó que el número irá en aumento, y en la medida en que se necesiten se irán trasladando pacientes a departamentos con camas disponibles.
“Hace unas semanas atrás teníamos tres pacientes en CTI ahora pasamos los 50. Y hace unas semanas atrás no llegábamos a 50 los pacientes fallecidos y ahora llegamos a 120, es un crecimiento muy vertiginoso y solamente lo paran las conductas personales, no hay otra forma”, dijo Vernengo con preocupación.
La doctora puso énfasis en que la única manera de detener los contagios y la circulación del virus es tomando una actitud de responsabilidad social en la que se respeten las medidas establecidas por la emergencia sanitaria como estar a no menos de dos metros de distancia; no realizar reuniones a menos de que sea imprescindible; realizar una constante desinfección de manos y “tratar de pasar estas fiestas de la manera más responsable posible, porque si no en enero la cosa va a estar complicada”.
.